in ,

Comerciante esquinense burló estafa telefónica y grabó la llamada

Roberto, comerciante de repuestos de motos, sobre calle Mitre, libró con astucia el llamado de una mujer que se hacía pasar Asistente Social que quiso tenderle una trampa para lograr que ingrese al cajero y le envíe un código -con el que luego acceden a Home Banking-, con la excusa de brindarle ayuda económica por la pandemia. La llamada es interrumpida por la impostora.

Audio exclusivo Actualidad Esquina


Le quisieron hacer el ” cuento del tío”, la  modalidad de estafa telefónica. Una mujer se comunicó con el nombre de “Verónica Díaz” diciendo que era Asistente Social y que pertenecía al Ministerio de Salud de la Nación. Preguntó cómo se encontraba de salud, si tenía síntomas y cómo estaba de mercaderías. 
Con la excusa de entregar una ayuda económica por la pandemia, indagó sobre su trabajo, si trabajaba en blanco o no, supuestamente recibiría unos $17,000 en efectivo por única vez, también preguntó por su esposa y su madre, asegurando que es una ayuda para toda la familia.
El dinero sería para comprar alcohol en gel, lácteos, barbijos y medicamentos, el beneficio sería para jubilados, pensionados, activos y monotributistas categorías a, b y c.
Le solicitaba un código de 6 dígitos, generado en el cajero automático de Red Link, dejando la conformidad dentro del cajero “por la cámara de seguridad”, pero Roberto le dijo que no es bancarizado, su señora sí y que es docente. 
Bajo la excusa de que no puede pedirle datos de su tarjeta, le pide que se haga presente en el cajero, también le consultó a qué distancia le quedaba el más cercano, a lo que Roberto contestó que le quedaba a 20 cuadras y el único medio de movilidad era caminando o en una bicicleta, pero la mujer insistía en que el turno era por único día. 
También preguntó quién era el apoderado de su madre, a lo que Roberto comentó que su hermana se encarga de eso, pero que no tienen celular ni ella ni su mamá.
Los estafadores aprovechan para embaucar a través de “cuentos del tío”, casi siempre se hacen pasar por empleados de Anses para obtener datos personales y bancarios de los incautos -generalmente personas de avanzada edad- y, de esa manera, sustraerles el dinero de sus cuentas. 
Recomendaciones
Ante el incremento incesante de denuncias, los fiscales de la Unidad de Delitos Económicos Complejos y la División de Delitos Económicos, elaboraron una serie de recomendaciones y advertencias a tener en cuenta para evitar ser víctimas de estafas telefónicas. 

La modalidad delictiva conocida como “Cuento del Tío” configura el delito de estafa, por lo que se recomienda atención ante este tipo de llamadas y desconfiar de su veracidad. Debe advertirse que los estafadores piden la entrega de dinero a un desconocido y que la situación no puede resultar de ninguna manera regular, por lo que se recomienda no realizar ninguna disposición sin las averiguaciones pertinentes.
Las víctimas de estas estafas deben dar conocimiento inmediato al sistema de Emergencia 911.

Las modalidades más frecuentes son las siguientes:

1– Llamadas telefónicas a líneas fijas o celular, en las que la persona que llama refiere ser de alguna entidad bancaria y mediante el ardid de que se deben corroborar las cuentas para operar con home banking o actualizar los datos, debido al período de cuarentena. Solicitan datos de la clave y número de cuenta, para luego operar en ella y realizar transferencia de dinero; lo que es falso. No se debe aportar ningún tipo de información. En menor cuantía se han detectado llamados por estafas telefónicas recibidas por ser beneficiario de un premio o reparación de Anses, lo que resulta en acciones defraudatorias, por lo que se recomienda no aportar información personal ni realizar depósitos ni transferencias de dinero.

2– Un desconocido llama por teléfono particular de un adulto mayor y refiere ser un hijo o nieto, imposta la voz y manifiesta que sufrió un accidente de tránsito y que no puede hablar. Seguidamente, otra persona aborda la comunicación y simula ser un médico. Éste expresa que se debe operar de urgencia a la supuesta y solicita dinero en efectivo para el pago de la intervención, advirtiendo que para ello enviarían a una persona o móvil policial a retirarlo. Quien llama se asegura de que la comunicación no se corte hasta la llegada de quien retira el dinero y obtener información acerca del monto. Inclusive sugiere dónde colocarlo para la entrega y garantizar que la víctima no pueda comunicarse con alguien más que la advierta la maniobra.
Inmediatamente, aparece en el domicilio una persona que se presenta como encargada de llevar el dinero al hospital, quien lo toma y escapa.

3– Un desconocido llama a un número de línea fija, generalmente dirigida a un adulto mayor y le advierte que un familiar fue secuestrado. Exige dinero para la liberación en efectivo o por transferencia bancaria, para lo que aporta un número de cuenta; o en su defecto el aporte de datos de tarjetas de crédito y débito. En algunos casos la voz suele parecerse a un tono de origen extranjero latino.

El 11 de octubre se celebra el Día Mundial del Dulce de Leche

Corte programado de energía en Esquina los días lunes, martes y miércoles