in ,

Extenderán el paro del campo para reclamar la apertura de exportaciones

El Gobierno reabrió de forma parcial y les fijo un cupo de 30.000 toneladas diarias, pero los sectores agropecuarios no aceptan esa medida.

El vicepresidente de la Asociación de Productores Agrícolas y Ganaderos del Norte (Apronor), Roberto Palomo, ratificó ayer el paro de 72 horas lanzado por la Comisión de Enlace de Entidades Agropecuarias (Ceea).
“Evaluamos la posibilidad de extender la medida si el Gobierno no reabre de manera total el registro de exportaciones de maíz”, dijo el dirigente, en diálogo con la agencia NA desde Tucumán.
El Gobierno reabrió en forma parcial las exportaciones de maíz, y les fijó un cupo de 30.000 toneladas diarias para intentar destrabar el conflicto con el campo, pero la Ceea ratificó el cese de comercialización de granos hasta la medianoche de mañana.
Según lo decidido por el Gobierno, hasta marzo solo se podrá exportar un millón y medio de toneladas de maíz, de las casi 10 millones disponibles en el país. 
Apronor agrupa a unos 200 productores agropecuarios de Tucumán, el noroeste de Santiago del Estero, el noreste de Catamarca y el sur de Salta. 
Palomo explicó que decidieron evaluar extender la medida de fuerza luego de una asamblea virtual que realizaron los productores, que se encuentran en plena cosecha. 
“A nosotros nos causa un perjuicio enorme el cierre de las exportaciones de maíz, y vemos con preocupación la intervención del Consejo Agroindustrial Argentino, porque a las cámaras y aceiteras que la integran les conviene que caiga el precio interno del cereal para comprarlo y luego venderlo más caro”, advirtió Palomo. 
Por otro lado, recordó que la Argentina “produce siete veces más del maíz que consume, por lo que tiene disponibilidad de exportar, y el Gobierno con esta medida, que resulta un retroceso, busca bajar el precio interno de los precios del cereal, pero los feedlot, los criadores de pollo y otros necesitan tres millones de toneladas de maíz. Hay suficiente”. 
En un comunicado, Apronor recordó que en el período 2009-2015 “se hicieron cupos de exportación a través del sistema de ROE (Registro de Operaciones al Exterior)”, y dijo que esta medida “desalentó la siembra de maíz, provocó una caída de la producción a la mitad de lo que se produce en la actualidad, y fomentó el monocultivo de soja”.
En ese mismo orden, añadió: “Cuando el Gobierno de Macri eliminó los ROE, se recuperó la producción de maíz y llegó a 51 millones de toneladas, un récord”. Apronor advirtió que los ROE provocaron una “transferencia de recursos del sector primario al exportador, ya que éste último compraba el maíz muy por debajo del FAS teórico, y cuando obtenían los ROE vendían a precio internacional haciendo una diferencia importante en perjuicio del sector primario”.
En esa línea, recordó que el productor “no vende al exterior, sino que comercializa el maíz con el sector exportador”

Regatas comenzó el año con una alegría

Profesores de gimnasios y actividades deportivas solicitan reabrir sus puertas